Loading...

Nuestros valores

Nuestros valores 2017-04-07T10:35:52+00:00

Desde su creación, la Réserve Africaine de Sigean se ha fijado cuatro objetivos :

  • conservación : conservar las especies en via animales en vía de desaparición para las generaciones futuras.
  • educación : aprender a observar para tener un mejor conocimiento de la fauna salvaje y de las interdependencias entre los animales y sus medios.
  • investigación : añadir alguna cosa al saber humano en el campo de la fauna salvaje
  • ocio : ofrecer a los visitantes el placer del espectáculo de la vida salvaje.

La directiva europea sobre los zoos del 29 de marzo del 1999 volvía a tomar estos objetivos de conservación, de investigación y de educación para transformarlos en una obligación para los zoos europeos reconociendo de esta forma la acción de instituciones como la Réserve Africaine de Sigean que ya tenían esta vocación.

La frecuentación de la Réserve Africaine de Sigean, siempre en progresión, demuestra el interés constante que suscita un parque zoológico que no ha dudado en « dar a los animales un territorio suficientemenet vasto que les permita conservar comportamientos muy semejantes a los que tendrían en el estado salvaje ».

Esta nueva filosofía de parques de animales se ha mantenido a lo largo de los años y a permitido el hacer cohabitar grandes manadas de especies diferentes, pero compatibles, en territorios extensos.

Hoy, más de 3 500 animales se reparten un territorio de más de 300 hectáreas. Sigean se quiere encarado hacia la naturaleza y la visita del parque es tanto la descubierta de la fauna salvaje africana como la de un medio natural : el del litoral lagunero del Lenguadoc.

El recorrido de la visita atraviesa un medio natural en el cual alternan estanques, pantanos, garrigas, pinares, llanos y colinas, repartido en grandes unidades espaciales de una decena de hectáreas y en las cuales evolucionan y se reproducen una gran diversidad de especies, la mayoría africanas, pero también pertenecientes a la fauna local. Descubrirlas en su vida de todos los días, descriptar sus comportamientos y reconocerlas forman parte del encanto del paseo.